Menu
loading...

Corporaciones chinas buscan hacerse de empresas porcícolas españolas

Corporaciones chinas buscan hacerse de empresas porcícolas españolas

• Uno de los casos es el del grupo Kam Fung Group Company Ltd, quien ha mostrado interés en adquirir la compañía Incarlopsa, con una cifra superior a los 650 mde

 


 

China quiere el jamón y la carne de cerdo españoles. El país es un gran consumidor de productos porcinos y las grandes corporaciones del país asiático han comenzado a interesarse por nuevas vías de suministro, entre ellas las que podrían proporcionar productores del sector alimentario español, que tiene en el procesado del cerdo uno de sus productos estrella. El último intento conocido fue revelado por Reuters este lunes. Según la agencia, el grupo Kam Fung Group Company Ltd, cuya matriz es un banco de inversiones, ha mostrado interés en adquirir la compañía Incarlopsa, unos de los principales interproveedores de corte y envasado de cerdo de Mercadona, con una cifra de negocio superior a los 650 millones de euros.


Incarlopsa explota una fábrica en Tarancón, especializada en jamón serrano, que da empleo a 300 personas. Cuenta además con dos secaderos en Olías del Rey y Corral del Almaguer. La compañía fundada por Emilio Loriente Piqueras había comenzado a explorar la exportación de productos, en una estrategia similar a la que están desarrollando otros interproveedores de Mercadona para poder crecer sin romper sus compromisos de exclusividad con la cadena de supermercados de Juan Roig. La empresa cárnica estaba vendiendo a Estados Unidos o Filipinas, pero todavía no a China.


"No está en ningún proceso de venta": la filtración de la oferta china de 1.000 M coge por sorpresa a Incarlopsa, que admite que le llegan propuestas


El tamaño de la mercantil así como su capacidad de producción parecen estar detrás del interés de Kam Fung Group, que según las mismas informaciones ha valorado Incarlopsa en 1.000 millones de euros y estaba dispuesta a hacerse con el 95% dejando la gestión en manos de los actuales propietarios con una participación minoritaria. Sin embargo, la oferta ha sido rechazada de plano por los actuales propietarios. "Ante las distintas informaciones aparecidas este lunes en diferentes medios sobre la valoración y venta de nuestra compañía, Incarlopsa desmiente, en lo que a ella le corresponde, las informaciones publicadas", afirma la empresa manchega. "Incarlopsa no está en ningún proceso de venta", es el encabezado del comunicado que la empresa remitió a los medios de comunicación.


"Incarlopsa, como es natural por el volumen y posicionamiento de la empresa en el sector —sostiene el escrito corporativo—, recibe y escucha a todos aquellos que se interesan por la compañía, y por eso se siente muy orgullosa del interés que está despertando, en los últimos meses, entre diferentes grupos internacionales (chinos, rusos, norteamericanos...)", añade, para confirmar así el interés del aspirante chino. "Las informaciones aparecidas sobre la venta o valor de la compañía solo las podemos entender como maniobras de presión para influir en la posición de los accionistas".


Con un gestor de fondos y 16 veces el ebitda


Según Reuters, que cita a otra corporación china, Fosun International, como interesada en comprar Incarlopsa, Kam Fung Group estaba dispuesta a pagar (deuda incluida) unas 16 veces el ebitda, frente a la media de la industria en Europa, que se sitúa en unas 10 veces. Incluso estaba en conversaciones para asociarse con el gestor de fondos chino de propiedad estatal Huarong Asset Management Co Ltd.


La negativa de Incarlopsa a negociar una posible venta con la empresa china ha sido rotunda. Pero la filtración del contacto revela el fuerte interés y el apetito de los inversores chinos por entrar en el mercado agroalimentario español, uno de los más maduros y potentes de la Unión Europea. Específicamente, el jamón de bellota se ha convertido en un producto demandado en el mercado de lujo en China y los mayores pedidos van a terminar por afectar a los precios en el mercado, según han señalado diversos expertos. Roberto Batres, director de Shanghái de Delaiberia Gold, que exporta jamón, vino y aceite de oliva a China, señalaba recientemente a 'The Guardian' que era inevitable un incremento de precios. "Las compañías con licencia para comerciar en China no tienen suficiente jamón de bellota para satisfacer la demanda china".

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Fuente: El Confidencial 

back to top

SUSCRÍBASE A NUESTRO E- BOLETÍN

¡Reciba actualizaciones a nuestro sitio y noticias de relevancia!
E-mail:
Nombre:
Seleccione su interés: